Me desperté sobre las seis de la mañana. Todavía era noche cerrada pero, por la gran cantidad de luces que nos rodeaban, pude deducir que habíamos llegado a las proximidades de Kota Kinabalu. Estábamos de nuevo cerca del ecuador, por lo que el amanecer llegó súbitamente. Media hora mas tarde, mientras el Celebrity Constellation se aproximaba al muelle, lo único que impedía que el sol brillara sobre el horizonte eran las nubes que, hacia el este, se aferraban a las cumbres de los montes Crocker. En la parte mas oriental de la cordillera, la inconfundible silueta del monte Kinabalu se recortaba contra el cielo.

Palafitos en Pulau Gaya

Palafitos en Pulau Gaya.

Kota Kinabalu está situada en un puerto natural, protegido por varias islas, entre las que destaca Gaya. Justo frente a esta isla, la mayor de todas, se sitúa la terminal internacional de cruceros. Un nombre pomposo para lo que es poco mas que un barracón desvencijado en medio de un muelle de carga. En Gaya, una sucesión de palafitos cubría la costa de lo que, en teoría, era un parque nacional. Son el resultado de la guerra civil crónica que asola el extremo meridional de Filipinas, de mayoría musulmana. Desde los años 70, una parte de los refugiados se ha establecido en Gaya, creando barrios enteros de viviendas ilegales, que se han convertido en focos de delincuencia y contaminación, resistiendo tanto los numerosos incendios como los intentos de reubicación por parte del gobierno.

Trajes tribales de Borneo

Trajes tribales de Borneo.

Habíamos contratado una excursión con la naviera, para visitar el parque natural de Lok Kawi y el Museo de Sabah, por lo que esperamos tranquilamente la hora de salida en cubierta, contemplando el panorama. Delante de la terminal de cruceros, un grupo ataviado con trajes étnicos interpretaba danzas tradicionales a modo de bienvenida. La mezcla entre los supuestamente feroces guerreros nativos y los turistas en bermudas que se fotografiaban junto a ellos era realmente pintoresca. Finalmente, desembarcamos sobre las ocho de la mañana.

Pesquero en Kota Kinabalu

Barco de pesca en Kota Kinabalu.

Regresamos seis horas mas tarde. Quedaba una hora para que el barco zarpara, pero en las inmediaciones del puerto no había nada interesante que justificara un corto paseo, por lo que decidimos aprovechar para dar un bocado y esperar tranquilamente la hora de partir. El puerto, que por la mañana carecía de cualquier actividad, había cobrado vida. En un muelle cercano, una grúa descargaba barras de acero de la bodega del Builder Fortune, un viejo carguero con bandera malaya. Pequeñas embarcaciones, generalmente pesqueros con aspecto destartalado, deambulaban de un lado a otro. Pero, con diferencia, el mayor movimiento se daba en el entorno de los asentamientos ilegales de Gaya. El ir y venir de las lanchas fueraborda era incesante.

Zarpando de Kota Kinabalu

Zarpando de Kota Kinabalu.

Zarpamos a las tres de la tarde, con un cielo cada vez mas cubierto. Las nubes, mas numerosas hacia el este, impedían ver la cumbre del Kinabalu. Pero la luz del día nos permitió disfrutar de la navegación, que realizamos entre las islas Gaya y Sepangar, en el mismo canal por el que habíamos entrado a puerto por la mañana. Superada la zona de palafitos, el aspecto de Gaya era el que uno esperaría de un paraíso tropical. Una densa selva, que llegaba hasta el mar, cubría la isla. La costa era generalmente rocosa, pero de vez en cuando se podía divisar alguna pequeña playa.

Tardamos unos cuarenta minutos en dejar atrás el faro de Pulau Gaya. Levantado en 2002 para reemplazar una estructura anterior, el faro actual es un simple cilindro de acero pintado de blanco, sin mayor interés que su difícil acceso. Tras superar el faro, el Celebrtity Constellation viró hacia el oeste suroeste, rumbo a Singapur, del que nos separaban casi 800 millas náuticas.

Atardecer frente a la costa de Borneo

Atardecer frente a la costa de Borneo.

Pronto perdimos de vista la costa, por lo que el resto del día lo pasamos navegando en mar abierto. Con el final de la tarde, llegó una breve pero hermosa puesta de sol. Por la noche, justo antes de la hora de cenar, comenzamos a atravesar la zona de campos petrolíferos que se extiende al noroeste de la isla de Borneo. Pero lo único que pudimos distinguir fue la antorcha de alguna lejana plataforma.GuardarGuardar

GuardarGuardar

GuardarGuardar

Kota Kinabalu

Algunos vínculos útiles:

En español, se puede visitar la página Vive Malasiahttp://www.vivemalasia.es/isla-de-borneo/kota-kinabalu/

La página Houtinee tiene una entrada sobre la ciudad (https://houtinee.com/guia-viaje-a-malasia-camboya-y-bali/que-ver-en-kota-kinabalu/) y otra sobre posibles excursiones (https://houtinee.com/que-excursiones-podemos-hacer-desde-kota-kinabalu-en-la-isla-de-borneo/).

Es mas difícil encontrar información sobre el puerto. La página oficial está dedicada en exclusiva al tráfico de cargueros, por lo que es mejor visitar MarineTraffichttps://www.marinetraffic.com/es/ais/details/ports/1371

También se puede encontrar alguna información práctica en la página Beyond Cruise (en inglés): https://beyondcruise.com/cruise-destinations/asia-and-orient/kota-kinabalu

  •  
  •  
  •  
  • 6
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •